La famosa “Guerra Contra el Narco” y Guadalajara

12Mar12

Me pregunto qué estaba haciendo el Presidente Felipe Calderón, cuando el viernes en Guadalajara bajaban a la gente del transporte público a punta de pistola para después incendiar los camiones. Me pregunto qué estaría haciendo Emilio González cuando la gente, horrorizada cerraba ventanas y ponía todos los seguros de sus puertas mientras escuchaba las noticias o veía por las redes sociales que cada vez había más incendios, más caos, más incertidumbre y cómo, en algunos casos, estaba alguna trifulca más cerca de sus casas.

No me quiero poner política y decir que toda la culpa es del presidente y de la ineptitud de nuestras autoridades, sólo podría, por ejemplo, resaltar que ellos tienen guardaespaldas y autos blindados mientras la so called “prole” anda en camión. Ahora ya no sólo está la preocupación de que te asalten en el transporte público o que las maniobras automovilísticas del chofer terminen sacándote por una puerta mal cerrada, ahora también hay que preocuparse de que sean incendiados.

Tampoco quiero decir que el gobierno no haga nada, pero ahora con más frecuencia me pregunto si en realidad pensarían en las consecuencias o fue sólo una táctica de legitimación del “presidente estupro”.

Por cada mandamás que atrapan en su guerra, hay otros diez que esperan ocupar su lugar y, como lo hemos visto, para tomar el puesto no necesitan de escrúpulos ni consideraciones. Por cada capo que agarran, hay miles de familias muriéndose de hambre que deciden meterse a negocios turbios porque no tienen otra manera de sobrevivir.

Mientras haya quien consuma, habrá quien venda. Me pregunto si los que están detrás de la famosa guerra contra el narco ya se dieron cuenta de lo que lo único que disminuye es la edad de los que empiezan a consumir drogas.

¿Estará sirviendo de algo su guerra?

Porque la droga sigue llegando a nuestros hijos. Y somos testigos de que cada vez son más crueles las formas de torturar y matar a culpables e inocentes.

¿Servirá de algo prohibir?

Quien busca, encuentra. Y, como comentó algún día Manuel Falcón, de El Acordeón (en radio Universidad de Guadalajara, 16 de Enero de 2012) -satanizan las sustancias, mientras infantilizan a la gente- ¿Podemos decirle a un adulto lo que debe y no debe hacer esperando a que obedezca ciégamente? ¿Tendrá el goboierno el derecho de prohibirle a un individuo pensante lo que pueda y no consumir? Recordemos la época de la prohibición en Estados Unidos, Al Capone y sus gangsters y por una “droga” que ahora la podemos encontrar en cualquier Oxxo y sigue siendo un gran negocio, y la gente decide si lo quiere consumir o no, sin descabezados y todos esos términos con el prefijo “narco”.

Pero mejor, opine usté, querido lector. ¿Ha servido de algo esta guerra? ¿Cambiará México concentrándose en el combate antes que en la educación o en mejorar la calidad de vida? ¿Qué calidad de vida estamos teniendo?

Anuncios


7 Responses to “La famosa “Guerra Contra el Narco” y Guadalajara”

  1. Algo que también me llama la atención de esta guerra perdida es la participación de los propios políticos en el narco. por ejemplo: la forma en como estos matan a sus victimas, cortandoles la cabeza, quitandoles el corazón, descuartizarlos, etc. no es para asustar detrás esta hay un ritual satánico.

    Muchas personas que estudian eso de los rituales dicen haber visto a muchos políticos famosos en estos, donde sacrifican niños o mujeres (las muertas de juares). nunca ofrecen nombres por que tremendo escándalo se armaría.

    Mientras el negocio del narco este involucrado con la clase política no habrá un cambio de estrategia, los ciudadanos somos rehenes.

    • Wow, algo había escuchado sobre esa teoría de las muertas de Juárez, pero no sé mucho al respecto, tendrás que instruirme 😀

  2. Que te puedo decir Mary. Primero que nada creo que es obvio que la famosa guerra no esta funcionando. Como dices atrapan a uno y hay 10 esperando a tomar su lugar. Mientras esto genere millones de dolares, no habra nadie quien pare esto. Esta claro tambien que demonizar a las drogas como a la Mariguana no es la mejor tactica. Hay drogas mucho mas peligrosas que si son legales como el alcohol. Creo que la mejor forma de quitarles algo de poder a las organizaciones criminales es legalizar drogas como la mariguana. Pero este esfuerzo tendria que ser a nivel global para que asi estas organizaciones no transpasens sus negocios a otros paises. Tambien asi se habria un mercado para campesinos, y otras industrias que se benificiarian de lo que el cannabis tiene que ofrecer. Imaginate todo el tipo de industrias que se abririan si se explota el cannabis. El uso como droga recreativa seria solo una pequeña parte del provecho que se podria sacar.

    • Claro, es cuento de nunca acabar mientras siga siendo negocio, y siendo ilegal, mucho más rentable.

      Concuerdo contigo, hay muertes registradas por cacahuates pero ninguna por mariguana.
      Yo también la veo como una opción de negocio.

  3. En muchos puntos estoy de acuerdo contigo y a menudo me he puesto a pensar que sí sería mejor legalizar las drogas, pero algo me hace pensar dos veces esto. Tuve un cuñado que cayó en el vicio de la drogas y lo obligaron a entrar a un centro de rehabilitación, un día me tocó visitarlo y había una sesión de testimonios, me llamó la atención cuantas mujeres habían y lo que contaban, decían que llegaron a quemar a sus hijos en el éxtasis de la droga, que se prostituían enfrente de ellos por una dosis y que estuvieron a punto de matar. Estos casos no son aislados, hay muchísimos en nuestro país, Salí muy conmovido de ahí y solo pensaba en los desgraciados que se enriquecen ante este dolor, que envenan tantas vidas y a cambio les dan gloria y lo poco que hace el gobierno para detenerlos se minimiza o se les echa la culpa.

    En fin, es mi opinión, en esta ecuación raramente se ven las familias destrozadas por la droga.

    • Tienes un muy buen punto y muy razonable.
      Yo creo que eso es lo más difícil.
      En San Felipe, de donde soy, hay un gran problema de drogadicción, muchos jóvenes se salen de la escuela nomás por nomás y terminan de drogadictos. Mi papá es alcohólico anónimo y muchas veces del grupo han ayudado a los del centro de rehabilitación. A mí también me ha tocado ver casos horribles por las drogas. Un muchacho de allá que mató a sus padres y hermanos porque drogado los vió como “demonios”, me tocó ver a otro señor que llegó en sus últimas, con la piel de los brazos cayéndose, me ha tocado ver a muchos jóvenes que terminan viéndose muchísimos años mayores y con el razonamiento hecho pedazos. Pero también he escuchado casos horribles causados por el alcohol, el peor fue de un señor que ya borracho dejó que sus amigos violaran a sus hijas y esposa…
      Me atrevería a decir que quien va a consumir drogas lo va a hacer sean o no legales y que los problemas son ya de las personas que han decidido drogarse o no. (PERO NO S’E) Sería bueno hacer una encuesta de “usarías drogas si se legalizaran”. Pienso que quien no consume drogas lo hace por decisión propia no porque sean ilegales. Por ejemplo a mí las drogas no se me harían apetecibles automáticamente al ser legales, como no me apetece fumar ni beber litros y litros de alcohol.
      Pero de nuevo, no puedo predecirlo.

  4. 7 Alex

    Hola Merry, Hace tiempo que no escribo un comentario aqui en tu Blog y hoy me topé con este tema que es muy interesante. De entrada creo que los mexicanos estamos sufriendo, aparte de esta guerra, sufrimos de 2 cosas:
    1.- Sesgo de confirmación ( Confirmation bias)
    2.- Aversión al conflicto.

    Como se que eres buena escéptica se que buscarás al respecto pero aqui te dejo algunas ideas a considerar sobre el tema.
    1.- El crimen organizado es, al final de cuentas, un negocio y precisamente es organizado porque requiere una estructura, organigrama, sistema y demás para poder funcionar como un buen negocio. Entonces, donde esta el negocio del crimen? Es acaso en las drogas porque la organización provee un servicio / producto de altísima calidad que busca cubrir las necesidades de gente decente o es porque el negocio real esta en conseguir cosas ilegales que la gente quiere porque no habría forma de conseguirlas por otro lado?
    Es decir, las formas de crimen organizado no solo es el narcotráfico, lo es la piratería, el contrabando, lavado de dinero, trata de personas, trafico con niños, el secuestro, tráfico de órganos, Tráfico de armamento, etc.
    Legalizar las drogas solo es un pequeño punto de lo que el problema real es. Si tomamos la decisión de eliminar un nicho de mercado al crimen organizado entonces las organizaciones criminales aun permanecerán pues el negocio está en lo ilegal y no en el artículo como tal. Hay ejemplos de que corporaciones como HP cambian pues el negocio cambia; al principio HP vendía hociloscópios electrónicos y después impresoras y luego pc’s y ahora servidores.
    No sería sorpresa que la corporación Chapo Guzman Co, tenga MUY bien atendidos diferentes nichos de mercado y no solo el de la mota. Te imaginas lo interesante que sería ver su estado de resultados?
    -“Disculpe don Chapo… el mercado de las prostitutas rusas está cayendo pues tienen más demanda ahora traer colombianas.”
    -“Ah pues haberlo dicho antes… las rusas ponlas en oferta y las colombianas subeles el precio. Cómo va la sección de anfetaminas?”

    Es decir, hace poco la organización del chapo estuvo involucrada con un grupo taliban para dejarlos pasar a travez de polleros marca chapo y entrar a EU.

    Economistas como Steven Levitt sostienen que las organizaciones criminales necesitan un estado de tranquilidad relativa para poder conducir sus negocios con calma.
    Romper una organización del tamaño de una corporacion en 2 o 3 mas pequeñas definitivamente es un problema pero también es argumentable que esas mismas 3 no se comportan como la primera, en todo caso se convierten en 3 competidoras entre si.

    2.- La aversión al conflicto se refiere literalmente a sacarle la vuelta al problema real debido a su complejidad o su aparente imposibilidad de resolución en términos de tiempo y forma limitados. Es un error garrafal el de intentar una guerra contra las organizaciones criminales si un claro objetivo de cómo se verá la sociedad afectada mientras se lucha y cuáles son los efectos cuando esa guerra termine. Al mismo tiempo hace falta definir qué características tienen los resultados positivos para que la población aprenda a distinguirlos si existen o se dan; y al mismo tiempo si no existen entonces demandar un cambio en una estratégia clara. Es como si uno fuera con el Dr. y éste te da una medicina; por lo general el Dr te explica en cuánto tiempo hay cambios y cómo distinguirlos. Y si no entonces acudir de inmediato con él para cambiar la estratégia. En nuestro caso eso no es claro para la sociedad. Estamos terriblemente mal informados y lo peor de todo es que ya tenemos opiniones de cómo cambiar lo que no conocemos.
    Pactar con los narcos, legalizar las drogas y demás acciones por el estilo estan plagadas de ese sentimiento conocido como aversión al conflicto que realmente es mal consejero.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: